ELIMINANDO NUESTRA HUELLA DE CARBONO

¿Cómo generamos nuestra huella de carbono?

Prácticamente cualquier actividad que realizamos hoy día tiene como consecuencia la emisión de CO2, dióxido de carbono. Bien sea durante la actividad, trasladándonos en vehículo motorizado o con el uso de aparatos y equipos, vamos a generar ese dióxido. Si no hacemos nada por corregirlo, siempre dejaremos nuestra huella de carbono en el medio ambiente.

En Birdwatch Asturias nos dedicamos a realizar actividades de ecoturismo, en particular turismo ornitológico y observación de aves. También realizamos talleres de educación ambiental, para concienciar a las siguientes generaciones de la importancia de preservar el Medio Ambiente.

Creemos que es necesario ser responsables de mantener lo mejor posible la naturaleza que nos rodea y apostamos por cuidar los espacios en los que desarrollamos nuestro trabajo.

Partiendo de la necesidad que tenemos de usar un vehículo para desplazarnos hasta las zonas de observación de aves, también queremos corregir esa huella de carbono que producimos. Por esta razón, hemos decidido destinar una parte del dinero generado con nuestra actividad a un proyecto de la zona que cuide o recupere parte de ese espacio natural.

 

¿Con quién vamos a colaborar?

Proyecto Roble nos ha parecido un buen lugar para destinar ese dinero. Es una asociación con experiencia en proyectos de regeneración y recuperación de vegetación en zonas dañadas por incendios.

También nos parece interesante dar visibilidad a este tipo de proyectos porque puede servir para dar ideas a otras personas, empresas y asociaciones sobre cómo compensar sus huellas de carbono. Por eso, desde nuestros medios trataremos de mostrar esta forma de trabajar.

Otra manera de dar a conocer esta participación será informando a nuestros clientes de adónde va una parte de su dinero. De esta forma, también se pueden sentir participes de esa colaboración.

Así, entre tod@s, intentaremos ayudar al medio ambiente.